Cáncer de esófago (tumor)


Garganta | Oncología | Cáncer de esófago (tumor) (Disease)


Una persona con cáncer esofágico tiene células anormales en el esófago que se multiplican fuera de control. Estas células pueden formar tumores y extenderse a otras partes del cuerpo. El cáncer de esófago puede ser muy difícil de tratar. En el momento en que se detecta, por lo general ya se ha extendido a otras partes del cuerpo.

Hay dos tipos principales de cáncer de esófago. El tipo más común de cáncer esofágico, conocido como adenocarcinoma, se desarrolla en el tejido glandular de la parte inferior del esófago, cerca de la abertura del estómago. Se produce en poco más del 50% de los casos.

El carcinoma de células escamosas crece en las células que forman la capa superior de la mucosa del esófago, conocidas como células escamosas. Este tipo de cáncer puede crecer en cualquier lugar a lo largo del esófago.

Los síntomas del cáncer de esófago incluyen dificultad para tragar, vómitos después de las comidas, vómitos con sangre, ardor de estómago, dolor en el pecho, dolor abdominal y perdida de peso.

Causas y factores de riesgo

Los factores de riesgo para el cáncer de esófago incluyen un consumo excesivo de alcohol, el tabaquismo y una condición llamada esófago de Barrett.

El esófago, que se encuentra justo detrás de la tráquea, mide aproximadamente de 10 a 13 pulgadas de largo y permite que los alimentos entren en el estómago para su digestión. La pared del esófago comprende varias capas, los cánceres generalmente comienzan en la capa interna y crecen.

La causa del cáncer de esófago es desconocida, pero la genética puede jugar un papel determinante en el riesgo de padecerlo.

Diagnóstico y tratamiento

El tratamiento para los dos tipos de cáncer de esófago es similar. Si el cáncer sólo afecta al esófago, la cirugía de este puede ser el único tratamiento necesario.

En los casos más avanzados se realiza quimioterapia y / o radioterapia.

Si el cáncer está muy avanzado sólo se da un tratamiento paliativo.

...