Cáncer de pulmón


Pecho | Neumología | Cáncer de pulmón (Disease)


Los tumores pueden ser benignos o malignos, y cuando hablamos de cáncer, nos estamos refiriendo a aquellos tumores que son malignos.

Los tumores benignos se pueden quitar y no se diseminan a otras partes del cuerpo. Los tumores malignos, por otro lado, crecen agresivamente e invaden otros tejidos del cuerpo, permitiendo la entrada de células tumorales en la sangre o el sistema linfático y a continuación a otros sitios en el cuerpo. Este proceso de dispersión se denomina Metástasis. Dado que el cáncer de pulmón tiende a extenderse o metástatizarse muy pronto, se trata de una enfermedad muy peligrosa para la vida y es uno de los cánceres más difíciles de tratar.

Mientras que el cáncer de pulmón puede extenderse a cualquier órgano del cuerpo, ciertos órganos - en particular las glándulas suprarrenales, el hígado, el cerebro y los huesos - son los sitios más comunes de metástasis.

El pulmón también es un sitio muy común para la metástasis de tumores de otras partes del cuerpo. Estos tumores están compuestos del mismo tipo de células que el original (primario). Por ejemplo, si el cáncer de próstata se disemina a través del torrente sanguíneo a los pulmones, es cáncer de próstata metastásico en el pulmón y no cáncer de pulmón.

La principal función de los pulmones es el intercambio de gases entre el aire que respiramos y la sangre.

A través de ellos, el dióxido de carbono se elimina de la circulación sanguínea y el oxígeno del aire inspirado entra en el torrente sanguíneo. El pulmón derecho tiene tres lóbulos, mientras que el pulmón izquierdo se divide en dos lóbulos y una pequeña estructura llamada Lingula que es el equivalente del lóbulo medio del lado derecho.

Las mayores vías respiratorias de entrada a los pulmones son los bronquios, que surgen de la tráquea. Las ramificaciones más pequeñas de los bronquios, llamadas bronquiolos terminan en pequeños sacos conocidos como alvéolos, donde se produce el intercambio gaseoso.

Los pulmones y la pared torácica están cubiertos con una capa delgada de tejido llamada Pleura.

Causas y factores de riesgo

Todos los cánceres resultan de una anomalía en la unidad básica del cuerpo, la célula. Normalmente, el cuerpo mantiene un sistema de controles y equilibrios sobre el crecimiento de celular para que las células se dividan sólo cuando se necesitan nuevas. La interrupción de este sistema de freno en los resultados del crecimiento celular en una división incontrolada y la proliferación celular que eventualmente forma una masa conocida como tumor.

Diagnóstico y tratamiento

El médico y el paciente eligen un plan de tratamiento basándose en un número de factores, tales como la salud en general, el tipo y la etapa del cáncer y las preferencias del paciente. Estas opciones generalmente incluyen uno o más tratamientos, incluyendo la cirugía, la quimioterapia, la radioterapia o la terapia con ...