Síndrome de uso excesivo


General u Otro | - Otros | Síndrome de uso excesivo (Disease)


El síndrome de uso excesivo,también llamado trastorno de trauma acumulativo (CTD) o lesiones por esfuerzo repetitivo (RSI), son enfermedades caracterizadas por una irritación crónica de una parte del cuerpo. Los síntomas tienden a desarrollarse gradualmente y empeoran con el tiempo si no se tratan. Los síntomas se producen principalmente en los hombros,los brazos y las manos. Los primeros síntomas del síndrome de uso excesivo incluyen: molestias musculares,dolores, sensación de calor o frío, presión en los músculos y espasmos, entumecimiento y hormigueo. Se pueden asociar síntomas de cansancio, dolores de cabeza, ansiedad y pérdida de la concentración. A medida que la enfermedad progresa, el dolor y las molestias pueden hacerse constantes, puede haber una pérdida de la fuerza muscular, sensación de ardor en los tejidos y alteraciones del sueño. Muchas condiciones entran en la categoría de los síndromes por uso excesivo, algunas de las cuales se describen a continuación: mano y muñeca (síndrome del túnel carpiano, tendinitis de la muñeca), codo (codo de tenista, codo de golfista), hombro (síndrome de pinzamiento), cadera (síndrome de rotura de cadera, bursitis de cadera), la rodilla y la pierna (fracturas por estrés, calambres en las piernas, condromalacia), pie y tobillo (tendinitis de Aquiles, el síndrome del túnel tarsiano y tendinitis tibial posterior).

Causas y factores de riesgo

Los factores que pueden conducir al síndrome en desarrollo incluyen: posturas incómodas o constreñidas,el movimiento repetitivo,la tensión muscular prolongada, tenencia o circulación forzada,una ergonomía deficiente,las prácticas de trabajo deficientes, por ejemplo: una mala gestión del tiempo, las técnicas de trabajo deficientes, la falta de formación, los factores psicosociales,(carga de trabajo excesiva, los plazos y el ambiente de trabajo social y físico).

Diagnóstico y tratamiento

El tratamiento conservador es más eficaz cuanto antes se inicia, después de la aparición de los síntomas. Un terapeuta ocupacional puede colocar la zona afectada con una férula. La férula le ayudará a descansar el área del dolor,a promover la curación, y a permitir que las articulaciones no afectadas puedan funcionar. Otras medidas conservadoras que se pueden recomendar son: la inyección (por un médico),los baños de contraste, el ejercicio suave y la modificación de las actividades. ...