Síndrome de la arteria cerebelosa posterior


Cabeza | Neurología | Síndrome de la arteria cerebelosa posterior (Disease)


El síndrome de la arteria cerebelosa inferior posterior es un tipo particular de accidente cerebrovascular causado por la disminución del flujo sanguíneo en la arteria vertebral posterior cerebelosa inferior del cerebro. El área afectada del cerebro se llama el tronco cerebral y los pacientes experimentan problemas con el equilibrio y la oratoria.

Este síndrome se caracteriza por déficits sensoriales que afectan el tronco (torso) y las extremidades en el lado opuesto del infarto y los déficits sensoriales que afectan a la cara y los nervios craneales en el mismo lado con el infarto. Específicamente, hay una pérdida de dolor y sensación de temperatura en el lado contralateral (opuesto) del cuerpo e ipsilateral (mismo) lado de la cara. Este hallazgo es de diagnóstico para el síndrome.

Los síntomas clínicos incluyen dificultad para tragar, o disfagia, problemas del habla, ataxia, dolor facial, vértigo, nistagmos, síndrome de Horner, diplopía, y mioclonías posiblemente palatinas. El tracto espinotalámico está dañado, lo que resulta en la pérdida de dolor y sensación de temperatura para el lado opuesto del cuerpo.

El daño en el cerebelo o el pedúnculo cerebeloso inferior puede causar ataxia. El daño a las fibras hipotalamospinalesinterrumpe el relé del sistema nervioso simpático y da síntomas análogos al síndrome de Horner.

El Nistagmo y el vértigo, que pueden resultar en una caída, son causados por la participación de la región de núcleo Deiters y otros núcleos vestibulares. El inicio suele ser agudo con vértigo severo. El Mioclono Palatal pueden ser observados debido a la interrupción del tracto tegmental central.

Causas y factores de riesgo

La arteria cerebelosa posterior inferior (PICA), la rama más grande de la arteria vertebral, es uno de los tres principales suministros de sangre arterial para el cerebelo. La oclusión de la arteria cerebelosa inferior posterior o una de sus ramas, o de la arteria vertebral conduce al síndrome de Wallenberg, también llamado síndrome medular lateral.

Diagnóstico y tratamiento

Un MRI y MRA son la mejor manera de establecer el diagnóstico. Los análisis de sangre y otras pruebas se pueden realizar en función de los resultados de los estudios de imagen.

No existe una cura específica, pero el tratamiento está dirigido a reducir los síntomas e incluye: aspirina, terapia física, analgésicos, y otras terapias de apoyo.

...