Micción Frecuente


Pelvis | Urología | Micción Frecuente (Symptom)


La frecuencia de la micción, es un problema de salud que afecta a la vida social y profesional de una persona. Causado por contracciones musculares incontrolables, este problema puede llevar a la incontinencia urinaria,la depresión,el estrés y el aislamiento de la sociedad.

Causas

La frecuencia de la micción, es un problema causado por la función de almacenamiento de la orina y una vejiga hiperactiva. La vejiga hiperactiva conduce a la necesidad de orinar. Los síntomas de la micción frecuente son: la necesidad urgente de orinar,la pérdida involuntaria de orina, la micción muy frecuente durante el día,(de 10 a 12 veces), la micción frecuente durante la noche,( 2 a 3 veces).

La micción frecuente puede activarse por diferentes condiciones. Los ejemplos incluyen: un agrandamiento de la próstata,la diabetes,el embarazo,las infecciones urinarias,la ansiedad o ciertos medicamentos (como los diuréticos). En algunos casos, la micción frecuente puede convertirse en un hábito.

Otras dos causas comunes son la cistitis intersticial y la vejiga hiperactiva (se confunden fácilmente). Ambas son enfermedades de la vejiga que se caracterizan por la micción frecuente durante el día y la noche. Además, ambos pueden causar la sensación de repente, y a veces una incontrolable urgencia de orinar. Las siguientes sugerencias pueden ser útiles para diferenciar las dos condiciones: La cistitis intersticial, causa dolor en y alrededor de la vejiga, pero la vejiga hiperactiva no. En el primer caso, el dolor empeora cuando la vejiga está llena y se desvanece cuando se vacía la vejiga. Para el alivio temporal del dolor, las personas con cistitis intersticial grave no tratada, pueden orinar hasta 60 veces al día. A menudo, la vejiga hiperactiva causa pérdidas de orina mientras que la cistitis habitualmente no. Las personas con vejiga hiperactiva, pueden sentir una repentina y fuerte necesidad de orinar, y puede ser difícil llegar al baño a tiempo. Algunas personas, en un esfuerzo para evitar tales accidentes embarazosos, irán al baño con frecuencia.

Diagnóstico y tratamiento

Para diagnosticar la micción frecuente, el médico (urólogo o ginecólogo), verificará todos los síntomas presentes. Podrían recomendarse varios tipos de investigaciones (algunas específicas) para confirmar o descartar una enfermedad. Para recomendar el tratamiento para la micción frecuente, un diagnóstico correcto es el primer paso. La terapia apropiada, puede cambiar completamente la vida de una persona. ...