Taquipnea e Hiperventilación


Pecho | Neumología | Taquipnea e Hiperventilación (Symptom)


La taquipnea es aceleración rápida de la respiración. La taquipnea es más común en los niños. Es la forma más común de la disnea. A menudo es el resultado de los problemas pulmonares, pero puede estar provocada por: una insuficiencia cardíaca, un trastorno de los centros neuronales que controlan la respiración, una lesión de la pared del pecho, una escasez de aire o una tetania (espasmo muscular) por angustia. La taquipnea puede causar algunas náuseas y debilidad, sensación de dificultad respiratoria, pérdida de equilibrio, espasmos musculares en las manos y en los pies, hormigueo alrededor de la boca o los dedos. Todos estos síntomas son debido a los bajos niveles de dióxido de carbono en la sangre, causada por la taquipnea.

Causas

Las siguientes enfermedades están entre las posibles causas de la taquipnea. Es muy probable que haya otras posibles causas, así que es aconsejable consultar al médico y hablar acerca de los síntomas: el asma, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, la insuficiencia cardíaca congestiva, la costocondritis o síndrome Tietz; el traumatismo torácico, una apoplejía, encefalitis, meningitis, la cetoacidosis diabética,la acidosis láctica,el edema pulmonar; la anemia severa,la acidosis metabólica, la embolia pulmonar, mala salud, un infarto de miocardio,el hipertiroidismo,un neumotórax o el embarazo.

La taquipnea es una respiración rápida o profunda, puede ocurrir con la ansiedad o el pánico. Esto puede generar que una persona se sienta sin aliento. También se le llama frecuencia respiratoria rápida o hiperventilación. Las causas de esta enfermedad pueden incluir: ansiedad o nerviosismo, sangrado, una enfermedad cardíaca, insuficiencia cardíaca congestiva, infarto, sobredosis de aspirina, infecciones, cetoacidosis,una enfermedad pulmonar, asma,la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, una embolia pulmonar, el pánico, el embarazo, dolor y el uso de estímulos en verano.

Los síntomas que pueden ocurrir incluyen: mareos, pérdida de conciencia, pérdida del conocimiento, sensación de corte de la respiración, presión arterial inestable, aumento del pulso, piel azulada y respiración sibilante. La taquipnea es la forma más común de la disnea. A menudo es el resultado de problemas pulmonares, pero puede deberse a una insuficiencia cardíaca, un trastorno de los centros neuronales que controlan la respiración, una lesión de la pared de pecho, escasez de aire o una tetania por angustia.

Diagnóstico y tratamiento

Se realizan rayos X de los pulmones para descartar otras causas respiratorias, y recuentos sanguíneos con cultivos de sangre para descartar otras infecciones. Hay que controlar continuamente los niveles de oxígeno, la respiración y el ritmo cardíaco durante 1 o 2 días, especialmente si es un niño pequeño. ...